COLÁGENO BEBIBLE

COLÁGENO BEBIBLE

Belleza y salud en un vaso

Beneficios del Colágeno bebible

Hoy en día con la demanda de complementos que ayuden a tener una vida
activa y saludable surge el colágeno bebible, un suplemento alimenticio
importante que aporta numerosos beneficios no solo en belleza, sino también
en salud.

¿Por que es recomendable consumir este suplemento?

Esta comprobado que a partir de los 25 -30 años, nuestro cuerpo comienza
a disminuir en un 1% al año la fabricación de esta proteína que en estado
seco representa el 70% de nuestro peso corporal. Los fibroblastos (células
precursoras de dicha proteína) disminuyen su actividad, comienza a
disminuir su fabricación y su calidad. Los tejidos de sostén que nos dan
firmeza y lozanía comienzan a perder parte de su estructura,
adelgazándose y dando como resultado una piel fláccida, con poca
elasticidad, más arrugas y menos hidratación.

 

 

¿Quienes pueden tomar colágeno?

El colágeno es una proteína fundamental que participa en procesos de auto
reparación y reconstrucción de nuestro cuerpo. Se encuentra en nuestra piel, uñas,
cabello, huesos, dientes, cartílagos, paredes de vasos sanguíneos y demás tejidos.
Cuando hay demanda pero se encuentra disminuido, se ve comprometida la
capacidad de auto reparación del cuerpo.

Es recomendable su consumo en personas con problemas de huesos y cartílagos,
como artrosis y osteoporosis. ya que junto a la vitamina D actúa en la ayuda de la
fijación del calcio. pero también personas que entrenan y estan expuestas a lesiones
articulares. Para preservar las reservas de esta proteína, en personas que llevan por
ejemplo, una dieta desbalanceada o que quieren bajar de peso. Es un aliado
fundamental para el tratamiento de estrías, flaccidez, envejecimiento, tratamiento
de la adiposidad y hasta de la celulitis ya que favorece visiblemente la elasticidad e
hidratación cutánea, mejorando el aspecto de la piel de naranja.

 

¿Cuanto colágeno tomar?

Se recomienda tomar entre 9 y 15 gramos diarios, pero puede variar según las
necesidades de la persona. Es recomendable su forma hidrolizada, que es la ruptura
de la proteína para que esta sea fácilmente absorbida por el organismo. Además
tener en cuenta la combinación con otras sustancias que ayudarán en el proceso de
absorción, como la vitamina C, B6, B12, zinc, etc.

¿En capsulas o en polvo?

Es recomendable beber los complementos que vienen en polvo, ya que en esta
presentación se puede alcanzar con mayor eficacia la cantidad en gramos
recomendada por día que la presentación en capsulas. Por lo general, las marcas
disponibles en el mercado ofrecen una cuchara dosificadora para prepararlo en agua
o bebidas calientes y frías.
Vienen en sabores muy agradables, cada vez resulta más fácil y rico de consumir.
Por ejemplo mi colágeno preferido viene en sabor mandarina y esta combinado con
extractos de otras frutas como la acerola, la mora y la frambuesa y otras. (Naara:
https://naarapato.jeunesseglobal.com/).

¿Cuales son los beneficios para la piel?

Ayuda a mantener los niveles de humedad en la piel, colaborando con la prevención
de estrías, arrugas y flaccidez. Colaborando con el fortalecimiento de uñas y pelo.
Ayuda en la cicatrización de heridas y lesiones. Puede participar en el modelado del
cuerpo, ya que combinandolo con ejercicio reduce el tiempo de marcación muscular
siendo uno de los precursores de una musculatura saludable. Brinda energía y hasta
puede disminuir el dolor en las articulaciones.

¿En que marcas confiar?

Cuando es tomado en dosis recomendadas el colágeno bebible se considera una
alimento seguro en la salud humana según la FDA (Food Drugs Administration).
En Argentina los productos aprobados por A.N.M.A.T (Administración Nacional de
Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica) tienen un sello en su etiqueta que
indica un número de registro, si no tiene este sello, no esta aprobado por A.N.M.A.T.
Es importante que además en la etiqueta figuren los datos del fabricante, del
importador y la formula o información nutricional.
Seguir las indicaciones de preparado recomendadas en el envase por el fabricante y
conservarlo en un lugar fresco y seco. Consultar siempre al médico, no utilizar en
caso de embarazo, lactancia ni en niños.

Leave a comment

Send a Comment